Un instante soñado …

Desde mis comienzos en fotografía, y gustándome los retratos y paisajes, una de las revistas de consulta permanente siempre fué National Geographic; esos increíbles paisajes y retratos de todas partes del mundo siempre me hacían descubrir culturas diferentes. Uno de mis fotógrafos preferidos por sus grandes retratos es Steve McCurry, de sus viajes por  Afghanistán, Irán- Iraq, Beirut, Camboya, Filipinas, etc. siempre conseguía imágenes realmente muy impactantes. Si bien uno siempre hace su propio camino en fotografía, como en cualquier profesión, nunca deja de tener sus referentes, los cuales además de inspirar, son como tutores de nuestro aprendizaje y aunque no podamos consultarlos en persona lo hacemos a través de la investigación de sus trabajos.

Una calurosa tarde en Buenos Aires, para ser más precisos la tarde del sábado 27-02-2010, estábamos paseando con Vicky (mi esposa, que también es fotógrafa) por el centro de la ciudad, al pasar por las conocidas Galerías Pacífico vimos que en el Centro Cultural Borges estaba la exposición de Steve McCurry e ingresamos rápidamente. Acá quiero hacer una aclaración, no sé por qué no estábamos enterados del evento, también puede ser producto que tal vez no utilizábamos muchos las redes sociales en esa época (no existían muchos smart phones), no lo recuerdo bien, pero agradezco al destino pasar por el lugar indicado en el momento justo.

Inmediatamente ingresamos a las galerías y nos acercamos al centro cultural que está ubicado dentro de las mismas. Tomamos las largas escaleras mecánicas que nos llevaban al salón de exposición y delante nuestro (varios metros arriba pero en la misma escalera mecánica) subía un señor con una gorrita verde con su mujer y creo que una joven los acompañaba, hay que recordar que era sábado al rededor de las 13:30 hs, había muy poca gente en el lugar ya que es horario de almuerzo para muchos. Al llegar a la sala de exposiciones nos invadió una gran emoción, al recorrerla y ver muchas de esas fotos que nos marcaron (y que veíamos en las revistas e internet) en una exposición en nuestra ciudad, fué muy emotivo.

Al recorrer la exposición dos veces, como hacemos generalmente en las exposiciones de fotografía, nos detuvimos con Vicky en la lectura de la biografía de Steve McCurry. Los dos estábamos leyendo concentradamente, y en un momento escucho a Vicky con gran emoción hablar con alguien “Are you? (señalando la foto de la pequeña biografía) … nice to meet you !!!”, giré rápidamente y al mirar no lo podía creer, me temblaron las piernas al ver al propio Steve McCurry observándonos tan concentrados leyendo su propia biografía. Menos mal que Vicky habla muy bien ingles, le dijo que somos grandes admiradores de su trabajo, ambos le dimos la mano saludándolo y sin dejar pasar mucho tiempo Vicky sacó su celular (si, es increíble que dos fotógrafos estuvieran sin una sola cámara, pero así se dio la situación …) y me tomó una fotografía con uno de mis fotógrafos preferidos, en Buenos Aires … un instante soñado …

Aproveché a que me firmara un folleto de la muestra que yo tenía en la mano, lo volvimos a saludar y nos retiramos de la exposición muy excitados por lo vivido y comentando con Vicky lo increíble de todo. El hombre de gorrita que subía con una mujer delante nuestro en la escalera mecánica resultó ser nada mas ni nada menos que Steve McCurry.

 

                  

Con Steve Mc-Curry en Buenos Aires (izquierda) y autógrafo (derecha).

Martin Pedros